Clientes/Profesionales


Recuerda...

Rechazo a la verdura


Pregunta:

Buenos días, he conocido por algunos padres del colegio de mi hija esta sección de consultas y aprovechándome de ello me gustaría que me deis algún consejo para que mi hija no vomite las judías verdes. Gracias.


Respuesta:

Buenas tardes


Como sabéis mi entrada en vuestras consultas es siempre la misma en educación, primero no hay “formulas mágicas” y segundo, lo que funciona con un niño/a puede que no funcione con otro porque en la conducta humana influyen los contextos donde tiene lugar la misma.


Para empezar necesitaría concretar la pregunta, ¿sólo ocurre con las judías verdes?, ¿cómo se le presentan a la niña¿, ¿como se cocinan?, y sobre todo un dato fundamental: ¿edad?. Tampoco me mencionas si la forzáis a comérselas y si en el comedor sucede lo mismo.

En realidad vuestra hija no vomita, sino que regurgita la comida, generalmente esto se debe a cuestiones psicológicas (porque vuestra hija no tiene ninguna alergia). Probad con las pautas que os transcribo y me contáis:
-    Las judías verdes, tienen que estar blanditas para facilitar la masticación.
-    Presentárselas de forma atractiva: con tomate o kepchup o mayonesa, en un plato pequeño y con poquita cantidad.
-    No la obliguéis a comérselo todo, que empiece con probarlas, 4 ó 5 bocados, que luego podéis ir incrementando hasta que se acostumbre a la textura y al sabor.
-    Comentar la estrategia a la responsable de comedor para trabajar en la misma línea. Este aspecto es fundamental porque de no controlarse, a la niña la puede servir para “llamar la atención”.
-    Podéis utilizar un reforzador (premio): asociar las judías verdes con su postre favorito, si bien tenéis que ser coherentes y bajo ningún concepto tomará el postre si no ha tomado al menos lo bocados pactados.
-    Al haber tomado su postre favorito, es de esperar que no regurgitará la comida.
-    También es importante que le digáis lo contentos que estáis de que haya comido las judías verdes, sin incidir en el vómito.

 

Y mi recomendación genérica: PACIENCIA, “Roma no se construyó en un día”.

En proyectolabor.com hacemos uso de cookies para mejorar su experiencia de navegación,si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Para saber más sobre las cookies pulse aquí.

Acepto las cookies de este sitio.